A 91 años de “El Estado y la Revolución”


En el pasado mes de setiembre se cumplieron 91 años de la vista a la luz del folleto de «El Estado y la Revolución». El mismo fue escrito por Lenin en la clandestinidad, entre agosto y setiembre de 1917. Ya en 1916 el gran teórico y revolucionario ruso había manifestado la necesidad de escribir sobre el marxismo y el Estado con el objetivo de denunciar posturas oportunistas de varios ex marxistas como Bujarin, quienes defendían posturas socialchovinistas (nacionalistas, patrioteras) frente a la 1ª Guerra Mundial. Estos marxistas oportunistas defendían a sus burguesías locales en el marco de la conflagración mundial.
El folleto, aun habiendo pasado casi un siglo, mantiene gran actualidad en muchos de sus planteamientos. En primer lugar, es una síntesis del pensamiento marxista con respecto al Estado. En él, Lenin reproduce varios pasajes de Marx y Engels referidos al papel del Estado en una sociedad de clases antagónicas (burguesía y proletariado), así como esbozos de lo que debiera ser el Estado después de la revolución socialista. En ese marco se analiza y se sacan ejemplos trascendentales sobre le experiencia de la gran revolución proletaria que fue la Comuna de París de 1871. A la vez, el folleto ilustra sobre las posiciones divergentes frente al Estado por parte de los marxistas, los oportunistas y los anarquistas.
Desde una visión de actualidad, este folleto permite a los marxistas, revolucionarios, izquierdistas coherentes y consecuentes, visualizar certeramente cuál es el papel del Estado en la sociedad capitalista (”máquina de opresión de una clase sobre otra”), así como cuáles son las tareas de los revolucionarios frente a él (tomar el poder: “el proletariado necesita el poder del Estado, organización centralizada de la fuerza, organización de la violencia, tanto para aplastar la resistencia de los explotadores como para dirigir a la enorme masa de la población (…) en la obra de poner en marcha la economía socialista”); el papel de la democracia burguesa y sus límites (”la esclavitud asalariada es el destino del pueblo incluso bajo la república burguesa más democrática”) ; el papel del Estado en la revolución socialista (la dictadura del proletariado); y la posterior extinción del Estado cuando se instaure la sociedad comunista.
En las luchas actuales contra el imperialismo y las burguesías aliadas, así como contra los oportunistas disfrazados de izquierdistas (gobernantes o no), es fundamental retornar a la lectura de los clásicos del marxismo (sin dogmatismos y con espíritu crítico), y este folleto es uno de ellos.

Federico Boga es miembro de la Juventud Guevarista, organización juvenil del MRO-FRAS

——————

Artículo publicado en el CONSTRUYENDO Nº33 de octubre 2008

barrapunto  Tuenti  twitter  facebook  Meneame  google