Comunicado de la UCRUS: ¡La lucha sigue!


A los clasificadores y a la población en general

Después de efectuar, el pasado 13 de feb., la marcha más importante en la historia de los clasificadores para frenar, fundamentalmente, la requisa de carros y caballos por la Intendencia Municipal de Montevideo en conjunción con otros poderes del Estado que pretenden sacarnos de la calle, mantuvimos una entrevista con el Director del Departamento de Desarrollo Ambiental, Sr. Néstor Campal, en la cual conseguimos una tregua de 48 horas en la que no habría represión y una reunión para abrir una negociación, debemos informar el primer resultado.
La Ucrus resolvió condicionar el inicio de las negociaciones a obtener un plazo mayor mientras durara la misma, en que no se volviera a quitar ni carros ni caballos. Esa posición no impedía, como bien se lo expresamos, que la IMM cumpliera sus funciones en cuanto a la higiene urbana y si había que observar clasificadores lo hiciese pero no al costo de la requisa que notoriamente es inconstitucional.
La posición del director señalado dejo terminantemente planteado que no iba a incumplir las normas legales establecidas por el legislativo comunal, como si la Ucrus pretendiera ese comportamiento, tal como más arriba lo explicitamos claramente. La postura del director muestra claramente la falta de voluntad política ya que anteriormente la dirección de limpieza había otorgado una tregua de 20 días y el mismo Campal había suspendido durante 48 horas las requisas para una etapa de negociación con lo cual queda notoriamente planteada la contradicción en sus propias palabras.
Al concretarse la primer reunión no partió de conceder lo que la movilización de carros había reclamado, sino de negarla ya que solo admitía intercambiar posiciones con la Ucrus pero con el garrote enarbolado.
Como se dijo en la reunión, el apego al cumplimiento de la ley es selectivo contra los de abajo. Si se cumplieran las normas constitucionales con respecto del ciudadano en referencia al nivel de vida digno, atención sanitaria, educativa, de vivienda, etc., no existirían asentamientos o gente en situación de calle que cada día es mayor.
El director del Departamento aludido, Néstor Campal, ya había negado la representatividad de la Ucrus en la prensa, y le dijimos que como comienzo de una negociación era lo peor, podía defender sus argumentos pero no pretender desconocer nuestra legitimidad como único sindicato capaz de organizar a los clasificadores.
Fue ese espíritu el que campeo en la reunión y tuvimos que levantarnos de la misma sin llegar a ninguna solución porque su objetivo final era seguir reprimiéndonos para mostrar que la lucha no paga. Por el contrario cuando un sindicato es capas de mostrar su fuerza en estos tiempos en que no existen manifestaciones sociales importantes de rechazo de la explotación y la opresión nos muestra que el único camino posible es la profundización de la misma.
En esta lucha no se juega la suerte de los clasificadores, sino de todas aquellas fuerzas sociales, sindicales, cooperarias, etc., que los clasificadores humildemente, en estos tiempos de descrédito, mostramos un camino con inmenso vigor combativo. Por eso quieren aplastarnos, detrás de las buenas o no tan buenas, sino agraviantes palabras, para que no cunda nuestro “mal ejemplo”. El clasificador enfrenta a la IMM porque nunca tuvo esta, una política sustentable de manejo de residuos, y especula con pasársela a manos privadas, como ya está sucediendo con las empresas públicas, a pesar de los plebiscitos en que la población rechazó las políticas de privatizaciones.
Vecinos de Montevideo y del país todo, la Ucrus quiere mejorar la higiene urbana y por ello junto a las mejores fuerzas en el plano nacional quiere convocar a la COSOCO (Comisión Social Consultiva) para definir una política de GESTIÓN INTEGRAL DE RESIDUOS URBANOS SÓLIDOS que la mejore cuantitativa y cualitativamente pero en manos municipales. Exigimos que se creen policlínicas barriales atendidas por médicos veterinarios para cuidar nuestros caballos, así como un conjunto de otras medidas de apoyo a nosotros que prestamos servicios desde los escalones más bajos de la sociedad a través de la recuperación de materia prima útil que ahorra enormes sumas a la economía del país, en divisas, etc.
Pero la Ucrus no admite que apoyándose en alguna de nuestras debilidades, se contrabandee la política de castigar a los más explotados y oprimidos cuando nuestro sector está incluso por debajo del nivel de indigencia.
Responsabilizamos en forma total a la dirección del Departamento de Desarrollo Ambiental esta interrupción de la negociación y por lo tanto la Ucrus va a reclamar la entrevista directa con el Intendente Dr. Ehrlich, va a estar atenta a la respuesta de la IMM al pedido de tregua por el lapso de dos meses planteado por el PIT-CNT y según los resultados de los cuales, puntualmente, mantendrá informados tanto al gremio como a la opinión pública. Reafirmamos que continuaremos en la lucha, organizándonos para efectuar las demostraciones que se necesiten y que desnuden las reales relaciones de fuerza existentes, en última instancia, entre clases opuestas en nuestra sociedad.
Un saludo cálido y fraterno a todos los sindicatos, organizaciones sociales, de defensa del medio ambiente, del agua, etc., que nos han apoyado, y que sin lugar a dudas lo seguirán haciendo. No somos sujetos corrompibles, no los defraudaremos.

La lucha sigue!
A organizarse en los cantones de la Ucrus y a continuar movilizados por nuestros derechos!
Los clasificadores marcaremos nuestro propio camino!
Montevideo, 15 de febrero de 2008
Secretariado de la UCRUS - Unión de Clasificadores de Residuos Urbanos Sólidos - PIT-CNT

Artículo publicado en el Construyendo Nº 29 de marzo 2008

barrapunto  Tuenti  twitter  facebook  Meneame  google