Ahora es la hora de caminar

Finalmente José “Pepe” Mujica es el nuevo presidente de los uruguayos; el progresismo tendrá la oportunidad de repetir su experiencia en el gobierno, contando nuevamente con mayoría parlamentaria para ello.



El pueblo tendrá la oportunidad de asistir al ciclo completo de las reformas sustanciales que harían temblar las raíces del sistema; suponemos que 10 años consecutivos serán suficiente, al menos para indicar claramente esa intensión y comenzar a observar las primeras medidas y sus resultados.

Quienes integramos la izquierda consecuente predecimos que ello no será posible, por el contrario, el pueblo vera repetir la experiencia de administrar el capitalismo realizando los deberes necesarios ante los centros de poder que permitan sostener al progresismo el mayor tiempo posible en la dirección del estado; no faltaran algunas medidas dirigidas a los sectores populares a los efectos de contener posible crisis sociales.

El pago puntual de la deuda y sus intereses; el fomento de la inversión privada a gran escala; la extrangerización de la tierra y de sectores productivos (frigoríficos, producción e industrialización de arroz, forestación y producción de celulosa o papel, producción y exportación de soja, etc.); las privatizaciones parciales de los entes del estado y su asociación con privados multinacionales; la flexibilidad laboral en el ámbito público o incluso el pasaje al derecho privado; un sistema tributario basado en el IVA (aunque baje un par de puntos) y en el impuesto a los sueldos (aunque aumenten las deducciones) y no en los impuestos a la riqueza y acumulación capitalista; la apuesta a la energía nuclear o a los emprendimientos eólicos de gran escala en manos de empresarios europeos; el mantenimiento del envío de tropas de ocupación en Haití, el Congo o a donde se nos mande; el incremento de los niveles de criminalización de la protesta; el alineamiento al bloque socialdemócrata latinoamericano; el alejamiento de la perspectiva revolucionaria al socialismo; serán las monedas corrientes durante estos cinco años.

Culminado ese período de experiencia progresista en el gobierno, con las cartas a la vista y el engaño al pueblo inocultable, vendrá la desazón, la corrida generalizada de todos aquellos compañeros que aún se reivindiquen de izquierda (de la verdadera); será justamente en ese momento en el cual los grupos y compañeros que actualmente nos reivindicamos como tales, debamos estar consolidados como una única opción seria y visible.

En este contexto ya es imperioso construir la organización de la izquierda consecuente, anticapitalista, antiimperialista y socialistas, que se encuentra actualmente fragmentada.
Pasada la etapa electoral, en la cual algunos grupos que la integran han realizado su experiencia, estará el camino despejado para la impostergable tarea de consolidar este espacio con un objetivo primordial que es el de unificar esa izquierda dispersa y volcar el esfuerzo en forma colectiva para la intervención social, resistiendo y enfrentando las políticas continuistas progresistas y preparando el camino para la lucha por el socialismo, desde los sindicatos, desde los barrios, desde los pequeños y medianos productores, desde los estudiantes y jubilados.

El futuro dirá, en la perspectiva del 2014, como nos posicionamos en el aspecto electoral, que en primera instancia consideramos que no es desechable, pero tampoco es un fin en si mismo.

proUNIR se plantea continuar con la apuesta a la unidad sin exclusiones preestablecidas de la izquierda consecuente, trabajando en forma colectiva desde el Consejo de la Unidad como instrumento para alcanzar una síntesis superior a todas las actualmente existentes.
Apostamos a la construcción de esa gran alternativa popular de verdadera izquierda socialista en un trabajo de largo aliento.

No podremos pasar por esta etapa histórica siendo meros espectadores o a lo sumo actores de reparto, puesto que en el horizonte se divisan claramente dos alternativas: “socialismo o barbarie”.

__________________
Agrupación Nacional proUNIR “Artiguista y guevarista; por la revolución y el socialismo”
Publicado en Construyendo N.37 - Diciembre 2009

barrapunto  Tuenti  twitter  facebook  Meneame  google