Entrevista a Isabel Figari militante de UTHC



C- ¿Cuál es el balance de la huelga que recientemente llevo adelante la UTHC?

I- La valoración de la huelga, nosotros hacemos una valoración bastante positiva en el sentido que no solo fue una huelga para volver a abrir el ámbito de negociación en la comisión directiva, sin o que se obtuvieron avances importantes en lo que es el proyecto de desarrollo del hospital, en lo que es modificación de algunos aspectos principalmente en lo que tiene que ver en la dependencia del hospital de la UdelaR mantener su carácter jurídico de público y estatal y cogobernado que es principalmente donde se hacen los ataques, al cogobierno y también en que se comprometa en no bajar la plantilla de funcionarios ni cambiar su relacione estatutaria con la universidad de la república, además se llego a la población a través de los medios de prensa, con que no eran tan aceptados los cambios que se plantean en el hospital, llegar a otros sindicatos, principalmente lo que es la CSEU, con el conocimiento para darles a conocer cuáles eran nuestras propuestas y que peligro había atrás de ese proyecto de desarrollo.

También hacia la interna fue importante la gran participación de trabajadores, con la asamblea más grande que hemos tenido en los últimos tiempos, con más de 350 trabajadores en una asamblea, genero también que esta información llegara a todos los trabajadores del hospital.

A nivel de política sindical fue la primer actividad que reagrupa al clasismo, salvo una de las listas que se ha retirado de la mesa y no esta participando, pero el resto de los compañeros que habíamos quedado bastante fragmentados no solo por perder las elecciones , sino previamente también que nos absorbió la administración del sindicato y hubo muchos compañeros que se vieron sobrepasados y que se retiraron de la actividad sindical, la agrupaciones también fueron muy debilitadas, la huelga genero que a través principalmente del plenario de delegados los compañeros pudiéramos reagruparnos en torno a la lucha.

C- ¿Cómo se relaciona lo anterior con la lucha por presupuesto que tenido un mojón inicial importante el pasado 27 de mayo? Qué perspectivas ves a la lucha por presupuesto?

I- Con respecto a la lucha presupuestal, sin dudas que esto fue un empuje, principalmente en los ámbitos de coordinación que tiene el sindicato que son la CSEU y la Intergremial Universitaria. La Intergremial Universitaria, con los estudiantes y con AFUR y también hay representación de ADUR, se han hecho algunas actividades en cuanto principalmente a mesas redondas, donde se han dado debates importantes, no solo por el tema del hospital de Clínicas, sino también con el tema del presupuesto.

Con respecto a las coordinaciones con otros sindicatos de la enseñanza, nosotros entendemos que lo que logró con la huelga significa unirnos más con los sindicatos que llevan posiciones clasistas en la coordinadora de sindicatos de la educación pública, o sea en la CSEU, esto nos ha dado mayor impulso.
Con respecto a la lucha por presupuesto, nosotros consideramos que los anuncios que ha dado el gobierno del 6% no se refiere por supuesto a lo que plantean los sindicatos de ANEP y UdelaR.
Si bien nosotros vemos que se podría llegar a un 6% para la educación incluyendo otros ítem que no son ANEP y UdelaR, algunos que tienen carácter educativo y otros que no, pensamos que lo que venga en los aumentos va a venir condicionado a poder implementar las reformas que se plantean tanto en la educación como en la salud, como en el hc que van a ser aumentos diferenciados y basados en metas de gestión. Pensamos que eso es lo que viene pero estamos expectantes a ver que propone el gobierno, que pensamos que puede ser planteado en las vacaciones de julio para que no haya una reacción inmediata.

De todas formas el hospital esta en conjunto con AFFUR tratando de firmar un convenio con la universidad que sería inédito porque hasta nunca se ha firmado, y es importante los avances que se han logrado ahí, en tanto la mayoría de los puntos de la plataforma se han tomado por la Universidad para su pedido presupuestal.

C- ¿Como valoras la integración de Uruguay al TISA especialmente en lo que refiere a salud y educación?

I- Con respecto al TISA, abrir los mercados de la salud y la educación es una aspiración desde comienzos de este siglo de la OMC, donde se considero que tanto la salud como la educación no eran áreas suficientemente explotadas por el capitalismo. Así que nosotros consideramos que esto va con una política neoliberal de sometimiento a los requerimientos de los organismos internacionales y con la integración al TISA y que en realidad para la salud, si bien es poco lo que se sabe sobre estos tratados porque van acompañados de un secretismo en toda su discusión, pero la apertura a las grandes trasnacionales, por ejemplo de seguros multinacionales y principalmente norteamericanas de seguros médicos, sería poner en competencia lo que seria las empresas nacionales y principalmente la salud pública con las empresas multinacionales.

Esto viene acompañado de algunas otras modificaciones que se plantean a nivel local, la inserción del HC, que por ejemplo se insertaría a lo que es el SNIS a través de la red integral de efectores públicos en salud. Ya se planteo por parte del Ministerio de salud pública que esa red seria transformada en la red integrada de salud, donde estarían los públicos y los privados, ahí ya nos pone a la salud pública que como sabemos se integro al sistema de salud de una forma imposible de competir, porque los salarios son mucho más bajos, del FONASA no se recibe ningún dinero, ni por ASSE ni el HC, todo el dinero va para las privadas, o sea estamos en desigualdad de condiciones para poder competir.

Si el hospital de clínicas se integrara a una red nacional entre públicos y privados significaría por ejemplo, para que quede claro, hay centros de referencia nacionales, en el hospital hay varios centros nacionales, como puede ser el centro cardiovascular, bueno esta transformación significaría por ejemplo que el ministro de salud pública mediante un decreto pudiera modificar los centros de referencia nacional y resolver que el centro cardiovascular del hospital no fuera el centro de referencia nacional y sino que lo fuera por ejemplo el del militar o incluso uno privado como por ejemplo casa de Galicia. Esto le quita al hospital total autonomía porque no puede trabajar en una estrategia de definir sus centros de desarrollo porque pueden ser quitados en cualquier momento quitado por un decreto, traspasado a otra entidad de salud. Esto se plantea, esta modificación las RIES, hacerlo también en la ley de presupuesto lo que es inconstitucional porque la ley de presupuesto tiene fijada por la constitución la materia que puede tratar, pero esto lo implementarían en la ley de presupuesto para resolverlo a tapas cerradas.

Otro de los peligros con el TISA seria no desarrollar tecnología médica en el Uruguay y llevarlos a tratar en el extranjero con un costo mucho mayor. Uruguay tiene un gasto en salud de más o menos el 10% del PBI, gasto global en salud, en EEUU es mas de un 17%, nosotros estamos en la media europea, y esto sería aumentar enormemente el gasto en salud. También para la industria del medicamento sería el fin de lo poco que queda de la industria del medicamento uruguayo.

C- ¿Cuál es la situación del clasismo en la UTHC y en el resto del movimiento obrero?

I- Con relación al clasismo ya te respondí algo de cómo está la situación en el hospital en la contestación a la primera pregunta. Estamos tratando de reagruparnos y hay perspectivas en las luchas, siempre el clasismo busca en la lucha la unidad de acción.

En cuanto al clasismo en el resto de los sindicatos, sigue fragmentado, tenemos el ejemplo del Pasteur donde que han ganado la dirección del sindicato, pero consideramos que estas son victorias aisladas como paso en el hospital y muchas veces el desgaste de la administración del sindicato termina minando lo que es el trabajo de base fundamental para el desarrollo del clasismo. La Tendencia sigue sin crecimiento y la burocracia sindical sigue avanzando a pasos agigantados, como se vio en el último congreso del PIT-CNT que fue inaugurado por el presidente de la república y fue cerrado por el ministro de trabajo, una total falta de independencia de clase, y donde se destacan algunos sindicatos que resolvieron participar con documentos como puede ser UFC. Se hicieron algunas coordinaciones del clasismo previo al congreso que veamos si posterior a él pudieran derivar en algo positivo y aportar para la lucha.

En realidad estamos bastante expectantes de lo que puede pasar a partir de la segunda quincena de julio y vamos participar de todas las coordinaciones que planteen subir los niveles de lucha hacia el presupuesto.

———————————————————-
Publicado en CONSTRUYENDO N°59. Junio de 2015

barrapunto  Tuenti  twitter  facebook  Meneame  google